domingo, 12 de mayo de 2013

¿En qué quedamos?


Con estos titulares ¿me podés explicar de dónde surge el precio? ¿se vende o no se vende? ¿por qué es ficticia la bajada y no la subida? ¿cómo hay cotización de hoy si no hay punto de contacto entre la oferta y la demanda (mercado que le dicen)?  ¿De que se quejan? ¿no pedían que el estado intervenga en el mercado del dolar Blue? Claro, lo que pasa es que el Cro. Guillermo malinterpretó el pedido, y en vez de inyectarle dólares frescos, parece que amagó mandarles un pelotón de inspectores de la AFIP.




Después de leer esto, a cualquier clarinero preocupado por el dolar blue le debiera quedar claro que le están tomando el pelo, cuando no garcándolo impunemente vendiéndole a 10 lo que vale 5. 

Probablemente se justificará diciendo que ese es el precio que debe pagar por la libertad que le niega la Tiranía K. Si es ese el caso, sepa el buen clarinero que el sacrificio de su derecho a comprar dólares para atesorar bajo el colchón, con ganancias no declaradas, le implica al país pingües beneficios que justifican plenamente que el gobierno haga caso omiso a sus berrinches cacerolos. 

No lo digo yo, lo dice La Nación, un diario que, si de algo no puede ser sospechado, es de ser de filo K:



Para tener una idea más gráfica del efecto "cepo cambiario", se puede mirar este cuadro. ¡Ojo con la fuente! para evitar polémicas evito datos que puedan ser sospechados de parcialidad "K" o dibujados para justificar "el relato". La línea roja corresponden al trabajo original (hasta 2010) elaborado por el "Estudio Broda", la línea azul la agregó el suscripto pero con datos extraídos de La Nación.




¿Qué me contursi? En el 2011 el PBI creció el 9% respecto al año anterior, el equivalente a más de la mitad de ese crecimiento se tomó el pire. De no haberse adoptado la restricción, probablemente en 2012 (que registró un crecimiento del PBI del 1,9%) la fuga de capitales podría haber representado más del doble del crecimiento interanual, nos podría haber sumido, por primera vez desde 2003 en la recesión. Reconoceme que Moreno no es taaaan malo ¿eh?

Ya me explayé por acá respecto a que no existe ningún indicador económico que justifique el valor que se le atribuye al dolar blue (arbitrariamente, como lo explicita el propio Clarín según la primer captura de pantalla). 

No es más que otro apriete al Estado para que liberalice la compra-venta de dólares para poder seguir fugando divisas. Antes esto era más sencillo, bastaba un par de corridas bancarias o cambiarias, a lo sumo un golpe de Estado, y ya estaba. Ahora la solidez financiera, las robustez de las reservas en el Banco Central, la actividad económica y el vigor del mercado interno dificultan este tipo de maniobras.

Los "fugadores" se ven obligados a jugar a la política, a sumar masa disconforme a partir de insuflar mal humor social (¿vas entendiendo que rol jugás, cacerolo levantisco?). Fíjense sino, por ejemplo, en esta nota:



Pareciera poco serio, a un mes y 4 días de terminado el año, se subestimaba el crecimiento del PBI en un 50%. No sólo eso, también se sobrestimaba absurdamente el crecimiento de otros países de la región. Los resultados (ahora pacíficamente reconocidos) al cierre del ejercicio 2012, indicaron un crecimiento del 1,9% en el caso argentino, y de sólo 0,9% para Brasil. ¿Podían "conscientemente" las mediciones privadas incurrir en semejante error de +/- 100%? ¿o sólo era "venta de humo" para enloquecer giles? 

Los ejemplos de operaciones de prensa en igual sentido sobran (por acá explicaba cómo empezaron para terminar llevándose puesto a Alfonsín). Jugadas opositoras en el terreno político, ahora empiezan a explicitarse con la mayor de la impudicias (remember Ernesto Sanz), conjugando las maniobras con sus aspiraciones personales. 

En este marco, aparece esta intención del gobierno de repatriar capitales fugados, amnistiando la evasión fiscal... pero a esta medida (bastante antipática por cierto) la dejamos para la próxima.



9 comentarios:

Hilda Mendoza dijo...

En eso de instalar "estados de ánimo" los dueños del poder (y de los dólares) son duchos. Con el decreto 2581/64 (Ilia) pasó lo mismo y es "calcado" lo que hacen y responden... Basta buscar los periódicos de abril del 64 y leemos las respuestas de hoy.
Excelente entrada.

ram dijo...

Digo yo, ese verde azul, o verde triste, pero siempre verde ilegal, a 10 mangos está para satsfacer las necesidades de seres con una adicción, los verdeadictos, digamos - entonces - si la dictadura suelta los esbirros, AFIP, gestapo y los boys scouts....¿cómo carajo baja el precio?, el laburar de arbolito se complica, aumentan los riesgos, ni los perros se van a animar a mearte porque teminan en cana; los adictos están, el síndrome de abstinencia también está.... entonces, decía, en un mercado serio y atento a las señales, nunca puede bajar, tiene que estar a 20 mangos, mínimo.
Algo no cierra, no?

Marcelo dijo...

Coincido con casi todo el post y lo felicito.

Sólo estoy en desacuerdo con decir que hay una diferencia de 100% entre el 1% y el 2% de aumento. Un aumento del 1% sería 101% y un aumento del 2% sería 102% (sobre la base de 100%). En números tan finos y con todas las dificultades que tiene hacer un cálculo del PBI, no es tanto. Coincido, sí, que igual lo hacen de puros hijos de puta.

Tilo, 72 años dijo...

Yo estimo, modestamente, que la gran falla está en la propia democracia. Porque es INEXISTENTE. Y no me refiero a los cacareados Sufragio Universal, Libertad, Independencia, Derechos Humanos, Federalismo, República y tantos lugares comunes que sirven tanto para un roto como para un descosido. No señor. Me refiero al PODER REAL. El que detentan los que manejan la ECONOMIA REAL.
En nuestro medio, absolutamente extranjerizado y en el cual, a pesar de mi apoyo a este modelo, seguimos festejando que Wal-Mart, Carrefour, Monsanto ó cualquier otra multinacional "haga inversiones" para generar trabajo y saldos exportables, cada vez que el Estado, con sentido popular quiere instrumentar CAMBIOS VERDADEROS, el poder real que maneja mucha plata, medios, partidos políticos y miembros del poder judicial, hace lo imposible para impedirlo.
El gobierno ideal, al menos para nuestros paises tercermundistas con clases medias de cartón pintado de verde y empresarios riquísimos que funden empresas y dejan el tendal, sería el que PUDIERA OBLIGARLOS a cumplir con las leyes, les guste ó no. Ya sé que se me van a venir encima por esta ingenua idea. Entonces, me agradaría que me indicaran cómo diablos se hace para que 150.000 MILLONES DE DOLARES producidos por nuestro país, no vayan a engordar paraísos fiscales ó a las economías de otros países. Y son muchos los "argentinos" que contribuyeron a esa fuga antiargentina de capitales.
Aún después de una década con una impronta totalmente distinta a la de los últimos 50 años, una parte importante del PODER REAL sigue insistiendo en hundir al país, caiga quien caiga. De allí el absurdo valor de $ 10 que puede ser de $ 20 ó de $ 50, establecido arbitrariamente por un reducidísimo "mercado" para un billete extranjero cuyo emisor los fabrica como chorizos sin que a nadie se le despeine el jopo.
Ya sé que hay muchas fallas y faltas en las políticas económicas. Aún así, son las más eficientes que he conocido desde hace medio siglo. Así como existen estas fallas, también hay aún demasiados argentinos que no quieren realmente a nuestro país. Sería importante que eso fuera reconocido.

Saludos

Anónimo dijo...

Tilo, entiendo tu punto, pero en mi opinión el gobierno no hace ésto pensando tanto en frenar el blue por una cuestión de opinión pública, sino para revitalizar el mercado inmobiliario y la construcción porque, especialmente el último, es un mercado que si cae afecta bastante el mercado y la demanda de mano de obra.
Me parece que esa es la idea.
Saludos.

GrouchoMarx dijo...

Una cosa que me ha llamado la atención, sobre todo porque no encontré otros que le haya pasado lo mismo, es la diferencia compra-venta.

Crónica decía el martes que el blue cerró a 10,08 para la compra y 10,00 para la venta.

¿Es razonable pensar que los arbolitos están arriesgándose de ir en cana, perder los dólares que están cambiando y varios contratiempos más, para ganar un 0,8%?

De alguna manera esto reafirma que es una opereta mediática, con mínimas operaciones.

Alcides Acevedo dijo...

Karaduras ¿por qué no salen a vender ustedes dólares al precio oficial?
Yo les compro, si ustedes se encuentran en la calle tirados 100 dólares ¿qué hace?
¿Van a una casa de cambios y los canjean al precio oficial?

Ahí se termina la mentira.

Rucio dijo...

Acepedo! tanto tiempo, creí que te habían echado.
No mirá, si encuentro U$S 100, a una cueva de esas que dicen que los cotizan, no voy porque ninguna me pagaría ni $6. Lo que haría es buscarme algún pelotudo como vos, ahí seguro le saco $11 o 12 por dólar. Mínimo.

tatincito dijo...

Rucio: ¿como que $11 o $12 por dólar?

Si estos señores están tan seguros que la economía esta agonizante, que se hagan cargo de su "seguridad": que paguen el dólar a no menos de 30 pesos por unidad.

Un abrazo

Nunca menos!!!